23/8/07

Juegos antiguos



El otro día salió el tema de los juegos clásicos a los que muchos de nosotros jugábamos de pequeños. Por supuesto, no estoy hablando de videojuegos ni nada parecido... Estuvimos un buen rato recordando, y comprobé que hay muchos juegos que son casi universales, mientras que otros, que para nosotros pudieron ser básicos e imprescindibles, no los conoce nadie. Esto último es un poco frustrante, pero está bien porque así tienes qué explicar de qué va el juego y mientras te vas acordando de cosas...

Voy a hacer un repaso a algunos de estos juegos. Es posible que conozcáis alguno con otro nombre, otras reglas, u otras 'palabras clave'. Cualquier comentario al respecto será bienvenido.


JUEGOS DE CARTAS


Cuadrado:
Era mi preferido para jugar en el parque. Juego para 4jugadores (2 parejas, las variantes para más jugadores no eran lo mismo...) Cada pareja se inventa una seña (por ejemplo, arrancar un poco de césped) que la otra pareja no debe conocer. Se dan 4 cartas a cada jugador, y se ponen otras 4 en el suelo. Se mira qué carta ha quedado acabo en el mazo (la que sería la última en salir), por ejemplo un 7, y se anuncia: '¡no se puede ir a por sietes!'. Las cartas van y vienen de la mano a la 'mesa', mientras todo el mundo trata de conseguir las 4 iguales. Cuando después de muchos cambios las cartas del suelo ya no interesan (se nota porque deja de haber movimientos) se dice 'basura' y se descartan, sacando 4 cartas nuevas del mazo. Nadie podía tocar las nuevas cartas hasta que el que reparte no dijera 'hamburguesa'. Cuando alguien consigue 4 cartas iguales (por ejemplo, las 4 sotas) hace la seña y su compi tiene que gritar ¡CUADRADO! poniendo la mano en el suelo, a no ser que los rivales te pillen la seña o intuyan que puedes tener las 4 iguales, según el ir y venir de las cartas, y griten ¡CORTO CUADRADO! poniendo también la mano en la mesa. Normalmente se permitía un ¡CORTO CUADRADO! en falso antes de quitarles el punto al segundo fallo. Siempre convenía coger y dejar muchas cartas, o coger pocas pero incluyendo algunas que realmente no te interesaran para despistar a los demás, y fijarte mucho en lo que cogían los demás, y cuándo les jodía especialmente quedarse sin una de las cartas. Una buenísima era esperar a que alguien dijera 'basura' y entonces intervenir, armando escándalo y cogiendo una de las cartas del suelo como si nos fuera la vida en ello, aunque no la quisiéses realmente, también para despistar.

Burro:
Se cogen tantos grupos de cartas como jugadores, es decir, si somos 4 se pueden coger por ejemplo los caballos, los ases, los treses y los cincos. Se reparten todas las cartas, de forma que todo el mundo tiene 4 en la mano. El objetivo es también conseguir las 4 iguales. 'Una..., dos... y tres' y se pasa una carta que no quieras al jugador de tu derecha, recibiendo a la vez otra del jugador de la izquierda. Así una y otra vez, preferiblemente rapidito para no amuermarse. Cuando por fin se tienen las 4 iguales se grita 'BURRO' y se pone la mano en el suelo. Todos los demás tienen que poner su mano corriendo encima de la tuya, y la que quede la última pierde. Muchas veces había polémica, porque las dos últimas manos quedaban lado a lado encima de la anterior, o algunas manos se entrelazaban y se discutía porque 'tu mano está debajo de la mía pero tu dedo por debajo de mi mano' o cosas así. Al que perdía se le añadía una letra de B-U-R-R-O hasta que completaba la palabra y perdía del todo.

El espíritu:
Este no creo que lo conozcáis porque nos lo inventamos en mi parque (creo). Se trataba de usar la baraja para 'establecer contacto' con algún espíritu que estuviera aburrido. Se pone todo el mazo boca abajo y por rondas se van haciendo preguntas, interpretando como respuesta la siguiente carta que se levante. Las primeras preguntas eran siempre de toma de contacto con el espíritu, para conocer su nombre, su procedencia, si era bueno o malo... La parte central de las preguntas era de temática totalmente libre... pero antes de terminar de jugar siempre había que pedirle permiso al espíritu y despedirse de él. Más de uno fue expulsado para siempre de este juego por no tomárselo en serio, o maldecido por irse sin permiso del espíritu. Y más de uno se llevó más de una bronca por subir tarde a casa, ya que no se podía irse sin permiso del espíritu (sobretodo si las cartas eran suyas). Al cabo de mucho jugar ya teníamos hasta espíritus colegas a los que recurríamos a menudo.

La baraja:
No es un juego en sí mismo, sino un castigo aplicado al final de cualquier otro juego. Bueno, en realidad sí que se usaba alguna vez como juego xD Se trata de que el 'castigado' decía una carta cualquiera de la baraja, y se iban levantando una a una cartas del montón hasta que se llegara a la carta elegida. Cada carta, según su número, llevaba asociado un castigo. Uno, pincho moruno (pinchar con el dedo en la tripa o por ahí). Dos, capón (pues eso). Tres, derecho y revés (un tortazo y su revés). Cuatro, las uñas de mi gato (arañazo en el brazo). Cinco, pellizco (pellizco con torsión sobre el dorso de la mano). Seis, ya me las pagaréis (dicho por el castigado, y no se le hacía nada). Siete, cachete (tortazo). Ocho, pinocho (tirón de la nariz). Nueve, remueve (agarrar la cabeza con ambas manos y sacudirla un poco). Sota, carota (apoyar la mano en la mejilla y empujar con fuerza hasta girar la cabeza, como un tortazo pero sin carrerilla). Caballo, tocayo (la punta de los dedos apoyada en la frente del castigado, apretar un poco, subir los dedos y dejar que la planta de la mano impacte en su frente). Rey, tiradme de las orejas y veréis (tirón de orejas). A veces se hacían trampas para que la carta elegida saliera de las últimas, o se aumentaba el sadismo haciéndole una ronda rápida del 1 al 12 una vez que salía la carta elegida.


JUEGOS DE PELOTA:

Partido de cachondeo:
Evolución del partido normal de parque. Para que fuera realmente divertido había que jugar con pelota blanda de goma en lugar del balón normal. Aprovechando los rebotes en los bancos, bordillos, paredes, setos, árboles, etc. se producían situaciones y carambolas de lo más divertido... Además los pelotazos no dolían. Fue inventado espontáneamente una tarde que no teníamos balón normal, y aunque varias veces intentamos repetirlo nunca fue lo mismo que el primer día.

Alemán:
Uno se ponía de portero y el resto (preferentemente entre 2 y 4) se repartían por las cercanías. Los jugadores de campo se la iban pasando, y tenían que marcar goles al portero, siempre tirando después de haber recibido un pase por alto y antes de que el balón bote. Es decir, que el tiro sí que podía botar pero el pase no. Cada gol quitaba una vida o 'estrella' al portero. Normalmente, después de perder todas las vidas te quedaba 'el camisón', y al perderlo entonces ya sí que se aplicaba un castigo. Tirar la pelota fuera significaba ponerse de portero, aunque no se consideraba fuera hasta que no botaba fuera del campo. Tocar la pelota con la mano, siendo jugador, significaba que el actual portero te tiraba un penalty, y si te lo metía te quedabas de portero. Meter un gol de 'chulería' (de espuela o similar, o con un tiro muy suave después de haber amagado un disparo fuerte y haber hecho que el portero se girara o se tapara la cara) valía doble. Por cierto, qué grande toda la parafernalia del trallazo, el empotrón, etc. (vale, me pongo de portero pero no se vale empotrar xD)

Sangre (o bomba):
Cada uno se pedía un país, y nos reuníamos todos en el centro del parque. El que se la ligaba cada ronda, por ejemplo España, cogía el balón y empezaba a decir: "Yo, España, declaro la guerra a..." se hacía una tensa espera, y a veces se interrumpía el juego para preguntar "¿Y tú quién eras?" "¿Yo? Alemania..." "¿Y ella?" "Italia..." y de pronto se tiraba la pelota con fuerza hacia arriba y se decía el nombre del país al que se le declaraba la guerra: "ITALIAAAAA". Italia se quedaba por el centro del parque para coger la pelota cuando cayera, y el resto se iban desperdigando por el parque. Cuando Italia cogía la pelota gritaba "SANGRE" y todos se quedaban quietos donde estuvieran. A veces, según la fuerza con que se tirara la pelota y la habilidad del receptor, apenas te alejabas un poco del centro o te daba tiempo a irte a la otra punta y resguardarte detrás de los setos. Con la pelota en la mano, Italia elige un objetivo y se acerca a él dando tres zancadas. Entonces es cuando tiene que darle un pelotazo para quitarle una vida, y el otro tiene que tratar de esquivar el golpe. Normalmente el defensor no puede mover los pies, aunque al final valía con dejar un único pie clavado en la tierra. Coger la pelota al vuelo significaba una vida extra para el defensor. La pelota había que tirarla lo más vertical posible, si se iba mucho para un lado había que repetir, aunque no necesariamente atacando al mismo país. Era muy gracioso cuando alguien decía un país que no era de nadie, y todos salíamos corriendo, la pelota caía, botaba, volvía a botar... jajaja.


JUEGOS DE TABLERO:

Monopoly:
Normalmente, aunque no siempre, a los juegos de mesa se jugaba en una casa más que en el parque. Comprar calles, poner casas, poner hoteles... y tratar de arruinar a todos los demás. Pocas veces se terminaban las partidas, aunque sí se perfilaba un poco quien podía ganar o quedaba la cosa entre dos.

Hotel:
Estilo Monopoly, un poco más elitista por el tablero más grande y los edificios muy currados. Básicamente, consistía en lo mismo.

Bancarrota:
Juego que combinaba la compra de acciones (petroleo, luz, acero...), ruleta, carreras de caballos, tragaperras... además de casillas en las que te podía tocar una herencia de un familiar o afrontar un gasto por un viaje alrededor del mundo. Consistía en arruinarse para ganar, así que había que intentar comprar acciones que fueran a bajar, apostar al caballo perdedor, etc.

Juegos reunidos:
Este es de toda la vida, e incluye todos los típicos de cartas, dados, oca, parchís, tres en raya y muchos más. Entre estos juegos me encantaba el de la escalera (creo que en realidad se llamaba serpientes y escaleras) que básicamente consistía en avanzar por el tablero tirando el dado y siguendo los movimientos que marcaban los dibujos, globos que iban subiendo, alguien que tiraba un dardo hacia abajo, una serpiente que subía, etc. Muy intuitivo.

Superjuegos:
Es una especie de juegos reunidos, agrupando todos los juegos de tablero en un 'pergamino' enorme, uno a continuación de otro, de manera que girando unos rodillos fueras viendo uno detrás de otro en el hueco de la caja que los contenía (no sé si me explico...). En mi caso tenía la versión 2.0 xD que tenía dos botones para mover los rodillos y subir y bajar por los juegos, en lugar de tener que girar a manivela.

Juego de juegos:
Un sólo tablero enorme que incluia mogollón de pequeños juegos, algunos de cartas, como uno de formar palabras con cartas que contenían letras, otros de habilidad, billar, bolos, petanca...

Y bueno, se me ocurre un montón más, pero no quiero aburriros (más de la cuenta) y además me gustaría que dijérais alguno vosotros.

¡¡¡A jugarrrrr!!!

10 comentarios:

Alteza dijo...

Que grandes juegos todos los que has nombrado.... solo decir que en mi caso de la 'baraja' haciamos una variante y es la siguiente:
El castigo se aplica por palo y numero, asi los oros son un leche con la mano abierta sobre la otra, el basto un puño cerrado sobre la mano, la espada un dedo y la copa un pellizco... el numero está claro, indica el numero de castigos que aplicas sobre el perdedor... Puntualizar que el AS permitia pegar mas duro y que si el perdedor quitaba la mano se empezaba de nuevo el castigo...

En los juegos de mesa se te han olvidado unos cuantos miticos como el stratego, el risk o la fuga de golditz pero bueno, por lo general (excepto el espiritu) los conocia todos....

gux dijo...

Creo que vas a tener que explicarme más detenidamente lo de los espíritus, Zendir...

Nat dijo...

woooh :O me encanta la idea de un post sobre juegos porque a mí también me pasa lo de conocer juegos q no conocen otros, o de llamarlos de distinta manera...

además soy la típica persona que siempre anda molestando a los demás para ver si alguien juega al monopoly XDDDD (nunca lo consigo!)

gux dijo...

Yo te comprendo Nat, al final juego al monopoly en la Nintendo DS cuando me aburro.

SOLITO!!!!

Zendir dijo...

Alteza, ¿qué es eso de 'la fuga de golditz'? ¡Ni me suena!

Gux, ya te contaré lo del Espíritu, veo que te has quedado con ganas xD

Y Nat, si quieres ya jugaremos al Monopoly, siempre y cuando me dejéis a mí las estaciones =)

¡QUIERO QUE ME CONTÉIS MÁS COSAS DE JUEGOOOOOOS!

galletitas dijo...

Lo siento,no he tenido tiempo antes. A parte de muxos q ha contado Zendir, uno q aún no habéis dixo es el "Tragabolas"- cuantas tardes de cumpleaños me he pasado dale q t pego al hipopótamo!!

Alteza dijo...

La fuga de Colditz es un juego de mesa que trata de la evasión del castillo homónimo.

Es un juego ambientado en la segunda guerra mundial con un maximo de 8 jugadores. Uno de ellos es el ejercito nazi (obviamente mucho mas numeroso que los 7 equipos de fuga).

A base de cartas y dados se tiene que conseguir escapar con, al menos, 1 de los elementos del equipo.... La verdad es que es un juego que me ha dado muchiiiiiisimas horas de diversion y concentracion...

Existen otros juegos que se nos siguen olvidando en el tintero del estilo del 'OPERACION', 'COBRA'.... que grandes tardes de piscina con estos juegos jejejeje

Zendir dijo...

Tiene buena pinta ese de la Fuga... Al de Cobra jugué un verano en casa de unos primos lejanos y me encantó, me pasé los siguientes años buscándolo para comprármelo pero nunca lo encontré.

Otra perla que aún no se ha nombrado son el Tozudo xD

Tungusky dijo...

Hola a todos de nuevo!!!
Nada como el cinquillo, el chinchón o las siete y media (todos ellos juegos de cartas). Yo me pasaba las tardes muertas jugando con mi padre y mi hermana, y a veces incluso apostábamos jugando a las siete y media. Suena mas divertido de lo que parece...
Besos!

Alteza dijo...

Yo mas que a las 7 y media me gusta ese otro que sumas hasta 21 y que te juegas unas 'perrillas'.... creo que lo llaman Black Jack.

Por cierto, ninguno os acordais del 'Misterios de Pekín' otro juegazo, como el Cluedo....