10/11/06

The Scottish experience



El finde pasado estuve en Escocia (un finde laaaargo, de viernes a lunes), pero hasta este momento no he tenido ni tiempo para contarlo.

Todo surgió el día del Madrid-Barça, cuando mi vecinamiga Marta me contó que se iba a subir a Glasgow a ver boxear a su entrenador (sí, ella también boxea) por el campeonato de Europa. Me propuso ir con ella, la idea me encantó y esa misma noche nos pusimos a mirar vuelos, hoteles, etc.

Os resumo el finde pa no aburrir:

Viernes 3:

Madrid-Murcia en coche, 4 horitas a la salud de los vuelos de bajo coste.

Llegamos al aeropuerto de San Javier y cuando fuimos a cambiar nuestros euros por libras... ¡SORPRESA! ¡Allí no había casa de cambios!

Murcia-Glasgow en avión, llegando a medianoche, sin un pound (o 'paun', también llamadas 'pavos'). Además, por las horas que eran, nos quedamos sin tren ni bus para ir al centro de Glasgow...

Dormimos en el aeropuerto.


Sábado 4

Tren al centro de Glasgow, una horita de toma de contacto con la verdura del país.

Cogimos hotel, al final nos quedamos con el primero que fuimos a ver (también porque era el primero en nuestra lista de preferencias, y no nos pareció mal ni el sitio ni el precio).

Salimos a reconocer el terreno, el barrio, tiendas, sitios pa comer... y fuimos al pabellón donde se iba a celebrar el combate, el Kelvin Hall International Sports Arena.

A la hora de la comida nos juntamos con el resto de españoles que habían ido a ver la pelea, más el promotor, el entrenador, y por supuesto, el púgil, Sergio 'Teti' Palomo.

Después de comer en un italiano, cada uno se fue a su hotel a echarse la siesta, ducharse, y preparase para la velada.

Por la noche todos a la velada, fue una gran experiencia... Unos cuantos combates de relleno y por fin el plato fuerte, ¡nuestro español y el campeonato de Europa!

Fue un gran combate, pero por desgracia el escocés le dio cerita al español... y le dejó KO en el quinto. Después del combate muy buen rollito, el campeón Alex Arthur vino a saludarnos uno por uno y eso... Y a Teti nos lo llevamos por ahí a tomar unas pintas.


Domingo 5

Nos fuimos a pasar el día a Edimburgo, que es, de largo, mucho más bonito que Glasgow. Al lado de Edimburgo, Glasgow es una ciudad gris y con poco que ver. En Edimburgo, mires donde mires, hay algo que ver, catedrales, puentes, edificios chulos... Y el famoso castillo, más bonito por fuera que por dentro. En realidad no llegamos a pasar, porque andábamos justitos de fondos.


Lunes 6

Tiempo justo para desayunar, tomarnos la última pinta en la estación de trenes... y a mediodía coger el tren que nos llevara al aeropuerto.

Vuelo normal, pero una pereza tremenda volver a coger el coche para hacer Murcia-Madrid... Encima lloviendo casi todo el camino. Eso fue un poco deprimente, que en Escocia no lloviera ni una gota, incluso hizo sol, y al llegar a España te encuentras esto...

Y a eso de las 2 de la mañana en casita de nuevo, al calor del hogar.


En resumen:

I love pintas
Glasgow no, Edimburgo sí
I love Guiness negra
Sólo faltó que Teti ganara para que el finde fuese redondo
I love beer
Suele ser verdad eso de que cuanto menos se planea, mejor se pasa

2 comentarios:

Tunguska dijo...

¡Menudo fin de semana mas chulo! A veces no planear para nada las cosas sale mejor, aunque yo soy de las que planean todo con mucha antelación.
Ya había oido yo comentarios de que Glasgow era muy gris y triste, y que Edimburgo mejor.
Respecto a la cerveza, prefiero la negra antes que la rubia, ese sabor tostado y amargo me encanta.
Saludos viajero!!!

galletitas dijo...

Hola!!

Para q luego digas q t tengo abandonado y no colaboro...me he desquitado del "trucha" y John Q...jejeje

Espero q t queden ganas de volver...q debes un viaje a tierras inglesas!!!!

Pero vamos la próxima vez ten al menos la ropa de abrigo a pto!!!!....jajaja pero q pido si de tal palo tal astilla.

999999999 Besotes,bixo